Poio Pop 2010

La cita, en el Recinto Ferial de Pontevedra. El cebo, un cartel sorprendente y muy interesante.
En un día de calor y playa (sí, sorpresa, en Galicia también hay de eso), la jornada musical la abrieron tres bandas locales. Los primeros, unos voluntariosos Marvel se enfrentaron a un público escaso durante veinte intensos minutos. Después, llegaron Drama con una explosión de energía. Música limpia, rock con cierto deje metalero, una voz muy sugerente, y una buena puesta en escena (atención al batería). Su canción 'Tiempo', muy buena.
Los siguientes fueron Pulsa Denura. Teniendo en cuenta que su nombre hace referencia a una expresión judía usada para pedir a Dios que aniquile a sus enemigos, no sabía si acudir protegido con un crucifijo o algo así. Pero al final no tenían nada de diabólicos, aunque sí sonaron más apagados que Drama (algo inevitable). Hicieron un buen pop convencional, pero demasiado tímido como para arrancar los primeros bailes.
Afortunadamente, para eso ya estaban los compostelanos Dirty Socks. Salvando las distancias, fue como si se hubiesen subido al escenario los Strokes, Franz Ferdinand o Arctic Monkeys. Tenues toques post-punk, a veces un tufillo pop, pero principalmente rock. Británicos, indiferentes, y muy divertidos.
Luego llegaron Zenttric. Venían con el aura de radiofórmula que tanto odia el hipócrita mundo indie. No es raro, 'Sólo quiero bailar' lleva meses sonando en los 40 Principales. Me olía los bostezos, pero se defendieron con un buen concierto, entretenido, y aunque no son los Bloc Party que dicen algunos, tampoco son el 'Anticristo del Indie'.
Mi gran esperanza llegó después. Supersubmarina y yo empezamos en su día con buen pie, una bonita historia de amor, y esperaba su concierto con muchas ganas. Y debo decir que tienen un directo que rebosa energía, fantástico, arrollador. Un público ya amplio rebotó contra el suelo del recinto, haciéndolo temblar. Su disco es bueno, se lo pasan bien, y 'Ana', ¡espectacular!
Tras un grupo revelación como los granadinos, llegó la personificación de las tablas sobre el escenario. La Habitación Roja traían disco nuevo bajo el brazo. Son una apuesta segura de ritmos luminosos y letras efectivas. Los vi y tuve la sensación de que ya han alcanzado la madurez musical, de que están en la cresta de la ola. Seguros de si mismos, eché de menos 'Posidonia', pero todo sonó tan bien que les perdono el pecado.
Y como insistiendo en Granada, vinieron Lori Meyers. Viendo (y leyendo) lo que se había dicho de su último trabajo, 'Cuando el destino nos alcance', me apetecía comprobar si su directo había perdido un ápice desde que los viera en la Sala NASA. Pero resultó ser todo lo contrario, no sólo siguieron con el buen nivel del festival, sino que lo elevaron en un éxtasis de diversión. Todo el mundo bailaba y saltaba, y al coronar con 'Mujer esponja', en el recinto se incendió el aire.


Después de Lori Meyers, el festival se metió de lleno en el tercio electrónico. Primero, con Delorean. Parecen tocados por una varita mágica, y son uno de los grupos con más proyección internacional (de hecho, ahora se largan a una mega-gira por las Américas). Sus sonidos discotequeros rebotaron contra los oídos de gente ya sudorosa, y con su buen rollo y su energía sobre el escenario, hicieron que nadie acordase ya de los Lori Meyers (bueno, un poquito…).
Finalmente, los lusos X-Wife (habituales por estos lares) saltaron el Miño para meter su estilo después de los cracks de Delorean, y con ritmos más electrónicos que rockeros, fueron sembrando el camino para que Florent y yo cerrasen el festival.
A pesar de ciertos déficits organizativos (todo se puede mejorar), los del Poio Pop tienen lo principal para montar un festival (además de dinero), y es 'buen criterio para formar el cartel'. Así consiguen que otros defectos se disimulen y casi desaparezcan.
El año que viene, ¡más!
Escrito por Ernesto Diéguez para Indie-Spain Magazine

3 comentarios:

Si que tocaron posidonia aunque el sonido era bastante lamentable ... y la organizacion no tiene perdon de dios por no hacer el festival en la playa como era la idea, que problema de sitio no es ...

mea culpa,quizá fue el aire...xDDDD

vale...otra opinión del POIOPOP..

1. Parece ser que no se pudo hacer en Lourido pq el Ayuntamiento no les dio licencia. El año pasado al parecer hubo muchas denuncias de vecinos del concello por eso tuvieron que cambiar.

2.La organización una caradura dificil de superar. Compramos las entradas con antelación pq tienen un precio mejor que en taquilla, pero se ve que nohabia buenas ventas y el dia antes del festival mandan mensajes que entrando en la web de una marca de cervezas compras una entrada y vale para dos personas..genial!! Los primeros que nos apuntamos a apostar por el festival...a chupar el dedo.
3. Una vez dentro del recinto... se ha dejado pasar a gente gratis q estaba fuera haciendo botellón. Y esto lo sé porque uno era amigo mio.

Una pena de festival.. Un gran cartel donde todos los grupos has ejercido de una gran profesionalidad, pero donde la organización era de aficionadillos...muy triste..

FIRMA: UN GRUPO DE AMIGOS QUE NO REPITEN EN LA PROXIMA EDICION POR LA TOMADURA DE PELO.. (de las entradas claro...)

Publicar un comentario

 Artículos recomendados

 Crónicas de festivales

 Los Discos de Indie-Spain