Cumpleaños total de El Genio Equivocado en Madrid, con Las Ruinas, Wiggum y Burrito Panza

Algo hace bien El Genio por mucho que sea humilde. En realidad entra en la espiral del error: se equivoca porque no se equivoca, y ese tipo de secuencias infinitas del huevo y la gallina. Dos años, casi una docena de bandas y un ojo que no nos explicamos. Igual somos nosotros y es pura coincidencia, pero EP que escuchamos y nos gusta, grupo que acaba en...
…Los ha fichado El Genio Equivocado.
¿Sí?
Sí.
Joder.
Por eso no nos lo explicamos, porque no estamos acostumbrados a pensar que es verdad, que uno tiene razón. Qué buen ojo tienen los de El Genio, que sabe mirar por los nuestros y hasta hacernos pensar que es verdad y hace cosas de magia. El sábado lo celebraban en Madrid con sesión triple, protagonizada por Las Ruinas, Wiggum y Burrito Panza.
Arrancaban Las Ruinas su directo con mucho ruido, tal y como prometían y su fórmula guitarra-bajo-batería que a mí personalmente no deja de sorprenderme. Cada vez que tres en el escenario son capaces de hacer todo eso, me obnubilo. Y aunque a ratos parecía que se rompían un poco, desde luego nos dejaron un set más que digno que transportaba a sensaciones que hacía tiempo no encontraba. Ellos se etiquetan como grupo heavy-pop, yo eso no lo vi, pero me fui directa a algún momento Mamá Ladilla. Esto es cosa mía, pero ahí estaba el punk-pop-rock más transgresor, el underground en estado puro que a veces en este mundo encontramos bajo otros disfraces, pero no con la desfachatez que habría de ser propia del género y muchas veces, no lo es. Insatisfacción, rebeldía, guitarras y ruido. Sin más. El público de Madrid será frío, eso nadie lo va a negar, pero estoy segura de que las sensaciones generales iban por ahí. Y si no, es que están muertos.
Continuó el grupo sándwich, Wiggum, nuestro niño mimado. Como a los niños sándwich, los de en medio de tres hermanos, que a veces les toca un poco pasar desapercibidos, la ropa heredada y la indiferencia esa de cuando se pasa la novedad del primero, los Wiggum se plantaron ante una sala expectante, que daba la ligera sensación de no saber qué iba a encontrarse.
Nosotros llevábamos un año esperando verlos en Madrid, exactamente desde que el disco cayó en nuestras manos. Y ahora toca clavar el clásico 'no decepcionaron', y es que eso es exactamente lo que pasó. Si acaso se hizo corto, si acaso un poco excesiva la potencia del sonido en las primeras filas, que hacía que de la mitad para atrás se escuchase mucho mejor. Sonidos sesenteros y envolventes, sugerentes de mundos imaginarios, llenos de colores, pero sin caer en la facilidad. Distorsiones y pedaleras por un tubo, letras concienzudas y carácter en el escenario. Dentro del repaso a los temas de 'Sin Tón Ni Són ama a Ni Fú Ni Fá', hubo tiempo para adelantar un tema nuevo, preludio de lo que será su segundo disco, aún pendiente de fecha de publicación, del que están seleccionando canciones y que comenzarán a grabar en próximas fechas. Sin prisa, pero sin pausa. Geniales estos cuatro tipos sencillos, cercanos y enamorados de lo que hacen.
Cerrando la fiesta aniversario, Burrito Panza, ofreció un buenísimo directo, con un sonido brillante, algo que dadas las circunstancias, parecía difícil de lograr. Es un grupo novel pero no lo son sus miembros, ni mucho menos. Llevan en esto largo tiempo y su pasado da vértigo a cualquiera que lo vea. A saber, han formado parte de Surfin' Bichos, Mercromina, Travolta o Alienistas. Y eso, encima de un escenario, se nota.
Fin de la fiesta que El Genio Equivocado nos regalaba el pasado sábado en Madrid, fantásticamente continuada entre conciertos por Pin y Pon Djs, Joan y Rafa, El Genio Equivocado. El genio que edita regalos musicales. Fiesta de amigos, de caras conocidas, de la familia madrileña que envuelve todo ese paraguas que se podrá llamar escena o no, pero que ahí está.
El próximo 17 de marzo, nueva cita, también en Siroco con Odio París, Cosmen Adelaida y Grushenka. Como dirían nuestros amigos de La Isla de Encanta, canelita en rama. Otra vez.
Rebequita Dj

9 comentarios:

Estoy contigo Rebequita. En solo dos años El Genio Equivocado se ha convertido en uno de los mejores sellos del pais, y hasta ahora nunca se ha equivocado...

En general los tres conciertos estuvieron bien aunque el ambiente un poco frío. Yo creo que la mitad del público pasaba de los conciertos y simplemente estaban en el bar de casualidad.

Anónimo, no tienes ni idea lo que dices. Si había que pagar entrada para pagar, ¿cómo van a estar allí de casualidad??? Criticar por criticar es gratis, ¿verdad?

Yo creo que por casualidad, no, pero ahora ya fuera de la crónica tengo que decir que no entiendo al público de Madrid, que no es nada nuevo, y no tiene que ver con los grupos.

No soy capaz de llegar a entender qué pasa, pero es castrante para los músicos, y para el público que tiene ganas de juerga, que vive la música en directo no tieso como una vela, sino con un poco de alegría. Y da igual que sea Arizona Baby, que Lacrosse, que rita la cantaora. Muy rancio el postureo moderno de la capital (ojo, y soy madrileña, que a nadie se le pire con historias).

Salga quien salga a jugar, las fiestas del Genio garantizan pasarlo bien. El público sólo se desmelena en festivales, en salas la gente se cohíbe mas, o como tu bien dices Rebequita, el postureo. Por cierto, ¿tenéis un correillo que os pasé?

Joe, pues yo eso no lo entiendo. De todas formas, en festivales en Madrid también pasa, te digo yo que es que 'semos raros' ;)

Le pregunto al jefe, seguro que sí, pero va contrarreloj, seguro que no ha tenido tiempo. Lo persigo! :)

Es que de repente todo el mundo se ha vuelto soeguéis, y claro, ahora se miran a los pies y no al escenario. De bailar ni hablamos...

No hay fotos de Burrito Panza????

Pues sí, Anónimo 8, no hay fotos de Burrito Panza, porque a veces esos cacharros los carga el diablo (o no los carga la fotógrafa). Así soy yo: mu cassual. Sólo puedo poner ojitos y pedir disculpas... :)

Publicar un comentario

 Artículos recomendados

 Crónicas de festivales

 Los Discos de Indie-Spain