TUYA - Waterspot

  Ocho menos cuarto de la tarde de un frío lunes en Madrid. Cuatro chicos fuman tabaco a la salida de una tienda. Podría tratarse de cualquiera en un día cualquiera pero no es así, hoy es un día especial.
  Son el grupo TUYA y en unos minutos van a presentar su primer disco en el FNAC de la Castellana. Lo que en principio fue el proyecto personal de David T. Ginzo -ha trabajado con Sidonie, El Hijo o Anni B Sweet- se unieron Brian Hunt -antiguo Templeton- como guitarra, teclado y voces, Diego Gosálvez -ahora con Russian Red- en la batería y coros  y finalmente el bajista -también teclados y voz- Héctor Ngomo, de Trono de Sangre. De esta unión ha nacido 'Waterspot', doce potentes canciones tras el anticipo del EP 'Own', publicado a finales de 2011.

  El disco fue grabado en directo en un día en el Red Bull Studio del Matadero de Madrid y aunque salió al mercado hace una semana, el grupo ya ha conseguido formar parte de festivales de la talla del FIB o el Primavera Sound, lo que hace plantearnos que puede que tengan algo especial.

  El primer LP de David T. Guinzo y compañía se sitúa entre el pop-folk y la electrónica y se le puede definir como una montaña rusa de emociones. Comienza con un potente 'All my best' a la que sigue su gran baza 'Hands of wasted men' y la pegadiza 'Cake', pero si piensas que todo serán ritmos rápidos y potentes guitarras 'Barely comes the sun' o 'Clouded' –recuerda a los estadounidenses Wilco, de lo mejor del disco- te demuestran con sus suaves acordes que estás equivocado y que tienes que estar preparado para cualquier cosa.


  Como por ejemplo la psicodelia que desprende 'Hooray for liars' o 'Never vacation', la 'épica' de 'Metal shelves' e incluso el pop experimental con 'Centaur' o 'Step on a chair', donde guitarra y batería son protagonistas.

  Aunque lo escuches muchas veces, el primer disco de TUYA te sigue sorprendiendo y emocionando. Quizá crees que pisas terreno seguro pero de repente te encuentras, ya sea de canción en canción o dentro de cada una, con un torbellino de melodías que te descoloca y te pone frente a un nuevo horizonte, siempre con buenas vistas.

  'Waterspot' fue grabado en directo y aunque escuchado desde casa el resultado es más que satisfactorio, es posible que en los escenarios la banda alcance su máxima expresión, como se pudo ver hace una semana en Madrid. Desde Indie-Spain Magazine estaremos muy atentos a ver si lo consiguen.
Fernando P. Arderius

0 comentarios:

Publicar un comentario

 Artículos recomendados

 Crónicas de festivales

 Los Discos de Indie-Spain